Walmart retirará los anuncios de videojuegos violentos de todos sus locales

Videojuegos violentos, no. Armas, sí. Este parece ser el nuevo eslogan de Walmart tras las masacres de El Paso y Dayton, que tuvieron lugar el fin de semana pasado. Durante toda la semana os hemos mostrado noticias de varios políticos de EEUU culpando directamente a los videojuegos de las masacres. Por otro lado, también hemos visto a una gran cantidad de políticos y profesionales dentro y fuera de la industria del videojuego rebatir las acusaciones de políticos como Donald Trump.

Donald Trump culpa a los videojuegos por las masacres de El Paso y Dayton

El resultado de estas tensiones ya se ha dejado ver en la Walmart, cadena donde tuvo lugar el tiroteo de El Paso, que ha anunciado que eliminará todos los anuncios, publicidad y demostración de videojuegos violentos dentro de sus locales. Los empleados habrían recibido un mensaje pidiendo que se retirase todos los juegos expuestos que transmitiesen violencia o comportamiento agresivo.

Walmart nos protegerá de las balas quitando la publicidad de los videojuegos violentos

La cadena Walmart ha hecho circular un comunicado que pide retirar los anuncios y cualquier publicidad de todos los videojuegos que transmitan violencia o comportamiento agresivo, así como las demos de PlayStation y Xbox en pantallas, y la cancelación de los eventos que impliquen lucha o disparos. Esta medida también afectará a las películas y series, e incluso vídeos de caza, que se reproducen en las televisiones del comercio.

La ironía de todo esto es doble. Por un lado, estas medidas llegan al comienzo de una etapa de lanzamientos de videojuegos de acción: Call of Duty: Modern Warfare, Ghost Recon Breakpoint, DOOM Eternal… No sabemos todavía cómo han reaccionado las desarrolladoras y las propias Sony y Microsoft.

Por otro lado, la mayor ironía viene a continuación:

Retira los anuncios de videojuegos violentos, pero no cambia su política de venta de armas

En el comunicado emitido por Walmart de pedía la retirada toda publicidad de videojuegos violentos, pero en ningún momento se habla sobre su política de ventas de armas. No es necesario ser muy avispado para apreciar el cinismo por parte de la cadena Walmart. Desde la industria del videojuego, clientes de la cadena, activistas contra las armas e incluso los propios empleados han pedido un mayor control sobre las armas, sin embargo la cadena se mantiene firme: No hay cambios en la política de armas.

Es innegable que tras la decisión de Walmart existen una serie de motivos políticos. Todavía no conocemos una respuesta oficial de Sony o Microsoft, o de cualquiera de las desarrolladoras de estos videojuegos retirados. No tardaremos en ver las reacciones.

¿Qué os parece esta decisión?, ¿Creéis que la cadera es un tanto cínica? Contadnos en comentarios.

Dejar un Comentario

Newsletter
Login
Loading...
Sign Up

Nuevo miembro no permitido

Loading...