Mario Arroyo
Artículo escrito por Mario Arroyo
Sin videojuegos, la vida sería un error. Pulsando teclas, botones y joysticks desde que tengo uso de razón. Apasionado y analista de videojuegos en todas sus formas, colores y sabores.

“Demasiado tiempo paseando por las nubes”. Creo que es una frase que puede sintetizar perfectamente lo que muchos jugadores pensábamos de la saga Call of Duty en los últimos años. Aun así, no podemos negar que el futuro en relación a la contextualización y temática de libros, películas, series y videojuegos, es un factor cargado de recursos donde la imaginación juega un papel fundamental en el proceso de creación y casi todo está permitido.

Las tres empresas encargadas del desarrollo de Call of Duty, SledgeHammer Games, Treyarch e Infinity Ward, han sido conscientes de ello, y así hemos tenido tres juegos de la saga plagados de naves, armas que imprimían munición en 3D, lo último en relación a gadgets militares tecnológicos, estaciones espaciales interplanetarias, ejércitos de robots a nuestro servicio y cientos de armas tecnológicas de una generación que todavía está por llegar.

No hay duda de que el futuro llama la atención, sea en el campo que sea, pero hasta un cierto límite. Por ello, la gran mayoría de jugadores de Call of Duty demandaban a Activision un cambio de dirección. Un golpe de volante que devolviera a una de las franquicias más famosas del mundo de los videojuegos, esa esencia que tanto nos enganchó años atrás, y por la que merecía la pena gastarse el dinero.

ww1

De esta forma, SledgeHammer Games, desarrolladora que, 3 años después de hacernos “volar” con Call of Duty: Advance Warfare, ha aprovechado su turno para desarrollar el nuevo Call of Duty: WWII, el juego que devuelve a la saga a sus orígenes, teniendo por temática uno de los conflictos bélicos más famosos de la historia: La Segunda Guerra Mundial.

Muchos jugadores veteranos de la saga estábamos esperando este cambio de ambientación, ya que la vuelta al pasado de Call of Duty supone reestructurar absolutamente la mayoría de parámetros del juego: Sistema de control, rachas de bajas, armas, accesorios, mapas, ventajas… Tened en cuenta que, al elaborar un juego bélico el cual se inspira en la Segunda Guerra Mundial, la desarrolladora debe ofrecer cierta verosimilitud, y en este caso no hay espacio para la imaginación ni para experimentos. Las cosas pasaron como pasaron y no hay vuelta de hoja.

Al fin nos cortaron las alas…

Así pues, toca hablar sobre la jugabilidad del nuevo Call of Duty: WWII y desgranar todas y cada una de sus características. No os voy a engañar, pero soy de esos jugadores que antes de entrar en el modo campaña/historia de un Call of Duty me voy directamente a su modo multijugador, aunque para el caso, la jugabilidad es prácticamente similar al 99% de los casos en ambos modos de juego (salvando alguna que otra cinemática de la historia). Por tanto, en este apartado podemos generalizar a la hora de dar sus detalles.

Si sois jugadores asiduos a esta saga, vuestras primeras sensaciones frente al sistema de control de Call of Duty serán muy similares a los de otros juegos de la saga con formatos similares (pies en la tierra). Aun así, Call of Duty: WWII transmite ciertas impresiones de rapidez y frenetismo que, bajo mi punto de vista, me recuerdan de forma muy leve a esas sensaciones que tuve con Call of Duty: Advanced Warfare… (SledgeHammer Games: De lo que se come se cría). Tengo que añadir que, para mantener esa naturaleza arcade que caracteriza a la saga, está muy bien conseguida la respuesta a los controles, y que es un juego que no te deja espacio para el aburrimiento.

Si en cambio sois jugadores más esporádicos de Call of Duty, o vuestros primeros juegos de la saga fueron de Call of Duty: Advanced Warfare en adelante, tengo que añadir que el periodo de adaptación al esquema de control os llevará un número moderado de horas hasta que lo podáis dominar de forma media. Pero esto no tiene por qué ser un problema.

Como cabía esperar, al prescindir de toda la tecnología y movilidad que casi nos convertía en superhéroes en estos tres últimos años, el regreso al combate de mediados del siglo XX es un factor que he recibido con los brazos abiertos.

analisis call of duty wwii

Héroes, patria y orgullo americano

Entramos en materia y pasamos a hablar del modo campaña de Call of Duty: WWII. Generalmente, los modos campaña que ofrece la saga de Call of Duty están llenos de espectacularidad, acción, muchas escenas impresionantes y un desarrollo lineal… muy lineal. Para no variar mucho, eso me ha transmitido la historia de Call of Duty: WWII.

La campaña relata la historia de Ronald Daniels, un soldado que forma parte de la 1ª División de Infantería del ejército de los Estados Unidos. Durante unas 6 horas y media, (11 niveles), acompañamos a este regimiento a través de numerosos escenarios y batallas reales que fueron protagonistas en la Segunda Guerra Mundial. El contexto está cuidado con mucho mimo, y la verosimilitud que ofrece está cargada de detalles.

En este sentido, SledgeHammer Games tenía un reto por delante, ya que, el modo campaña de los tres Call of Duty anteriores ofrecía a los jugadores un amplio abanico de accesorios tecnológicos con los que poder luchar. De esta manera, una de las principales innovaciones que nos hemos encontrado en esta historia ha sido que, en lugar de depender de exotrajes y drones para la batalla, nos valdremos de un escuadrón humano que se comporta como un ejército real.

De esta forma, los compañeros de equipo de Daniels (controlados por la inteligencia artificial), tienen una habilidad para cada objeto del juego: munición, granadas, ataques de artillería, botiquines de primeros auxilios… Todas estas habilidades, mejorarán a medida que matamos enemigos, y sin duda tienen un peso muy importante de cara a algunos momentos de la batalla.

En otro orden de cosas, la profundidad de la historia no sorprende a grandes rasgos. La trama tira mucho de tradicionalismos y recursos clásicos, que todos aquellos que jugamos a shooters, tenemos más que conocidos. Pero a nivel argumental la campaña tiene grandísimos recursos que van mejorando (y ascendiendo) de forma progresiva hasta llegar a su culminación.

Si hay algo que hemos echado de menos en este apartado es un sistema de progresión de nuestro personaje, el cual hemos visto en las dos últimas entregas de Call of Duty. Gracias a ello, podíamos mejorar a nuestro personaje y sus habilidades, algo que se ha quedado en tierra en este nuevo World War II. De todas formas, la campaña cumple lo que se propone: entretener, divertir e impresionar… Lo que cualquiera puede esperarse de una campaña de un juego de guerra.

analisis call of duty wwii

Solos o… acompañados

A día de hoy, el juego se beneficia de 10 escenarios (sin tener en cuenta ningún paquete de contenidos). Todos ellos se acomodan a los diferentes tipos básicos de armas que presenta el juego (Fusiles de Asalto, Subfusiles, Escopetas, Ametralladoras Ligeras y Rifles de Francotirador). Tengo que decir que, después de alcanzar el primer prestigio, las armas que más predominan entre los jugadores son por orden: Subfusiles, Fusiles de Asalto, Rifles de Francotirador, Escopetas y Ametralladoras Ligeras.

En relación a los mapeados, todos los escenarios presentan características similares y ciertos detalles que diferencian los unos de los otros. Generalmente, todos presentan una gran variedad de caminos, vías y pasillos para acceder a sus diferentes áreas y secciones, lo cual fomenta sin duda alguna el factor arcade y favorece un mayor dinamismo a la hora de acercarnos a nuestros objetivos, en el caso de modos de juego de captura de banderas o derivados.

Hablando de las dimensiones de estos escenarios, nos encontramos primordialmente mapas de tamaño medio/grande, hecho que propicia el uso de fusiles de asalto y fusiles de francotirador. Además, la mayoría de escenarios tienen algún sector lo suficientemente largo por el que poder abatir enemigos con armas largas. Para concluir este apartado, me gustaría destacar el amplio tamaño del mapa de ‘Gustav Cannon’, el cual es el más grande este WWII hasta la fecha y uno de los más grandes que he visto en la saga, ideal para el uso de un francotirador.

Pasamos ahora a distinguir los distintos modos de juego que presenta el multijugador de Call of Duty: WWII. Prácticamente, no encontramos ninguna sorpresa en relación a los antecesores, ya que se repiten los clásicos de Duelo Por Equipos, Todos Contra Todos, Dominio, Baja Confirmada, Tomar la Bandera… Pero SledgeHammer Games no se ha querido limitar a traer lo de siempre, y así hemos podido ver la principal novedad de este año en este apartado: El modo Guerra.

Esta modalidad está estructurada en objetivos, en la cual, un equipo ataca y evidentemente el otro defiende. Si el equipo atacante consigue destruir los objetivos, avanza de posición, y de esta forma el equipo defensor tendrá que replegarse para continuar con su estrategia defensiva. En este modo de juego, prima la estrategia y la comunicación en equipo ya que la vertiente cooperativa destaca por encima de cualquier otra cosa en esta modalidad. Si sois jugadores de Battlefield 1, estaréis más que familiarizados con este modo, ya que es muy similar al novedoso Operaciones o a la tradicional modalidad de Asalto del último juego de la saga de Electronic Arts.

analisis call of duty wwii

Un modo competitivo sin hacer…

Dentro de la vertiente multijugador también nos encontramos el Modo Liga, la rama más competitiva que ofrece este Call of Duty. De esta forma, las partidas clasificatorias están estructuradas para que compitan equipos de 4 jugadores contra 4 jugadores, en distintos modos de juego. Estas modalidades incluyen Buscar y Destruir, Capturar la Bandera y Punto Caliente. Como no, la configuración oficial que se utiliza en la Liga Oficial de Call of Duty está habilitada para este modo competitivo.

En este apartado, nos encontramos con siete niveles diferentes: Bronce, Plata, Oro, Platino, Diamante, Maestro y Profesional. Estamos casi seguros que será muy complicado llegar al último nivel, ya que, como confirmó Activision, solo los 100 mejores jugadores del mundo podrán alcanzar este rango.

Pero… como suelo decir en las reviews, no es oro todo lo que reluce y aunque la idea del modo liga es bastante buena, pienso que no cumple con su proposito, pues desde que habilitaron esta modalidad, los problemas han florecido alrededor de él. Me he encontrado muchos problemas con el matchmaking y con el sistema de posicionamiento de los jugadores. Es demasiado aleatorio y no tiene en cuenta el nivel o la habilidad de los jugadores, encontrándonos así en equipos muy desequilibrados, los cuales afectan a nuestro rendimiento a la hora de posicionarnos. En este sentido, SledgeHammer Games tiene que ponerse las pilas de forma urgente, porque ya que se molestan en incluir un modo competitivo en Call of Duty: WWII, que menos que funcione decentemente.

analisis call of duty wwii

De división en división

En relación a las clases de soldados que encontramos en el multijugador de este Call of Duty: WWII, encontramos el sistema de divisiones que ha introducido SledgeHammer Games este año. De esta manera, encontramos 5 divisiones diferentes, una especializada en cada tipo de arma del juego.

De esta manera diferenciamos la división aerotransportada, especializada en el uso de subfusiles, la división de infantería que sería la clase más estandarizada del juego, la cual cuenta con fusiles de asalto como arma principal. Tenemos también la división expedicionaria, que es perfecta para el uso de ciertos dispositivos especializados en sabotear a los enemigos. La división blindada que como su propio nombre indica se especializa en el uso de ametralladoras ligeras, y por último, tenemos la división de montaña, encargada de cargar con fusiles de francotirador.

Si queréis más información os dejamos un artículo que escribimos hace unas semanas explicando todas las características de las divisiones de Call of Duty: WWII, así como todas sus ventajas y sus armas de prestigio:

Seguimos hablando del apartado multijugador y nos detenemos ahora en las Rachas de Puntos de Call of Duty: WWII. El sistema elegido por SledgeHammer Games se aleja del sistema que crearon para Call of Duty: Advanced Warfare (también desarrollado por ellos). De esta manera, los jugadores podrán seleccionar rachas de bajas para cada clase que queramos.

El listado de rachas de puntos de WWII es bastante extenso, así que igual que hemos hecho en el apartado anterior, os dejamos con un artículo bastante detallado de todas y cada una de las rachas de puntos que tiene el nuevo juego de SledgeHammer Games.

analisis call of duty wwii

Lluvia de suministros

Para dejar atrás el modo multijugador de este Call of Duty: WWII, tenemos que hablar de los polémicos paquetes de suministros. El sistema para conseguirlos es muy similar al de títulos anteriores, y se conseguirán conforme vayamos jugando al juego. Además, también tendremos la opción de ganar estos paquetes de suministro finalizando ciertos contratos que encontraremos en nuestro cuartel general. Para ello, tendremos que cumplir una serie de objetivos de carácter diario o semanal.

En relación al contenido, los paquetes de suministro ofrecen a los jugadores, entre otras cosas, tarjetas de visita, camuflajes, elementos de personalización, y una de las principales novedades: códigos 2XP para las armas y para nuestro progreso en el juego. De esta forma, encontramos cuatro tipos de paquetes de suministro: Regular, Raro, Zombies Regular y Zombies Raros.

Cuando algo funciona…

Y dejando todos los sistemas jugables atrás, toca examinar ahora el apartado técnico de Call of Duty: WWII. En relación al sistema gráfico no he observado nada sorprendente. Los desarrolladores de Call of Duty tienen la mala manía de reciclar, y reciclar y reciclar los motores gráficos una y otra vez, y no hay duda que una de las asignaturas pendientes que tiene Activision para su saga número uno. Los jugadores venimos pidiendo un nuevo cambio gráfico desde la salida de Call of Duty: Ghosts (que coincidió con la llegada de Xbox One y PlayStation 4), y no es que hayamos visto nada espectacular todavía para los tiempos que corren.

Opino que se podrían hacer las cosas mucho mejor en este apartado, pero aun así, la Segunda Guerra Mundial que nos ha traído SledgeHammer Games no se ve nada mal. Sobretodo, en el modo campaña, los detalles y modelados de los personajes, así como los efectos de polvo, iluminación y metereológicos son visualmente muy atractivos. Además, el aspecto visual ha mejorado muchísimo en comparación a otros juegos de la saga. En resúmen… buen trabajo, pero necesita mejorar este apartado de cara al futuro.

El apartado sonoro de este nuevo Call of Duty destaca por su calidad. El nivel de la banda sonora es bastante alto, brillando principalmente en el modo campaña y también en los zombies. Por otro lado, este apartado brilla sustancialmente por los efectos de sonido que ofrecen a nuestros oídos, una capacidad de inmersión en las batallas digno de mención, y que en numerosas ocasiones se disfruta mucho.

analisis call of duty wwii

Resumiendo. Este cambio de aire le ha sentado muy bien a la saga en todos los niveles. Principalmente porque era algo que la comunidad pedía y secundariamente porque SledgeHammer Games ha tenido muy en cuenta a la comunidad de jugadores de la saga y ha plasmado muchas de sus exigencias en el nuevo Call of Duty: WWII… Y además lo ha hecho bien. A excepción de dos apartados a pulir, el nuevo juego de una de las sagas más famosas de los videojuegos ofrece horas y horas de entretenimiento, complementadas con un modo historia y un modo zombies exquisitos, a pesar de que no brillen por una innovación descomunal.

Me gusta el camino que ha cogido la saga. Un buen camino que Treyarch seguro que sabe perfeccionar. Veamos a ver donde viajamos en 2018.

Hemos podido elaborar este análisis de Call of Duty: WWII gracias a una copia de PlayStation 4 que nos ha enviado Activision.

Análisis de Call of Duty: WWII – “Con los pies en el suelo”
5 (100%) 2 votes

Call of Duty: WWII

SledgeHammer Games ha tenido muy en cuenta a la comunidad de jugadores de la saga y ha plasmado muchas de sus exigencias en el nuevo Call of Duty: WWII... Y además lo ha hecho bien. A excepción de dos apartados a pulir, el nuevo juego de una de las sagas más famosas de los videojuegos ofrece horas y horas de entretenimiento, complementadas con un modo historia y un modo zombies exquisitos, a pesar de que no brillen por una innovación descomunal.

Ventajas
  • La historia luce una gran espectacularidad
  • Su estructura social en el modo multijugador.
Aspectos a mejorar
  • Su modo liga (multijugador).
  • Sigue sin innovar en el apartado gráfico.
8 Notable

1 Comentario

  1. Personalmente, creo que Call of duty necesita reinventarse bien BIEN! Que se hayan lanzado a competir contra Battlefield 1, cuando estos se fueron a la primera guerra mundial, de la cual, pocos o casi ningún juego se ha creado, es de valorar, al menos, dentro del apartado bélico del siglo pasado.

    Obviamente quiero probar todos y cada uno de los call of duty que vayan saliendo con el simple hecho de crear mi própia crítica pero, por lo que se puede ir viendo… es refrito de refrito.

    A día de hoy, me parece mucho mejor juego Brother in Armas que Call of Duty.

    PD: Muy buen análisis y paciencia para merendarse este juego 🙂

    Un saludo

Dejar un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here