Xbox One X: Así es la nueva consola de Microsoft

Ni 2 minutos tardó Phil Spencer en presentar la nueva consola de Microsoft en la conferencia de la compañía norteamericana en el E3 2017. El esperado Project Escorpio ya tiene nombre y apellidos: Xbox One X.

Xbox One X llegará al mercado el próximo 7 de noviembre por un precio de 499 euros.

“Tenéis ante vosotros a la consola más potente del mercado y también a la más pequeña.” Así definía Phil Spencer a la nueva gran apuesta de Microsoft. Xbox One X, además de ser una plataforma de un tamaño más reducido que el de sus antecesoras, llegará al mercado con un interior que ya les gustaría a muchos ordenadores, y como no, a todas las consolas existentes actualmente en el mercado.

Potencia, potencia… y más potencia.

Una de sus características principales es que permitirá el juego nativo a 4K, gracias a un reproductor BluRay/DVD para soportar este tipo de contenido. Y es que esta característica ha sido una de las más repetidas a lo largo de toda la conferencia de Microsoft. Esta nueva resolución va a ser la gran protagonista en la mayoría de juegos de la compañía y no es para menos. Xbox One X traerá en su interior un procesador de ocho núcleosJaguar“, que trabajarán a una frecuencia de 2,3 GHz para poder desempeñar esta gran calidad visual. Y muchos de los rumores, acerca de la GPU de la nueva consola de Microsoft se han confirmado, y es que resulta que la consola alcanzará una potencia de nada más y nada menos que de 6TFLOPs (Recordamos que PS4 Pro llega a 4 TFLOPs).

Sin duda alguna estos requisitos no podrían cumplirse sin los 12 GB de memoria GDDR5 de los que se valdrá la consola, para alcanzar así un ancho de banda de nada más, y nada menos que 326 GB/s. Xbox One X vendrá de la mano de entradas y salidas HDMI de tipo 2.1, y además será compatible con la tecnología Freesync de AMD. De esta manera, el HDR será una especificación más de la consola, y permitirá sacar capturas de juego a una mayor calidad.

Su unidad de almacenamiento es lo que menos ha cambiado, y mantiene 1TB como el resto de plataformas del mercado.

xbox one x

Retrocompatibilidad a la orden del día.

Microsoft ha sido inteligente y ha creado una consola que pueda llevarse bien con su hermana mayor (Xbox One). Todos los juegos de Xbox One, podrán jugarse en Xbox One X y como no, su calidad se verá incrementada. De momento, no se han presentado juegos exclusivos para la nueva gran apuesta de Microsoft, pero a fin de cuentas, no es necesario, pues la compañía ha querido unificar todos sus juegos para que puedan ser jugados en las tres hijas de la familia Xbox One (Xbox One X, Xbox One S y Xbox One).

Además, todos los periféricos y accesorios, serán también compatibles con Xbox One X, por lo que no existirá la necesidad de comprar artículos nuevos para poder disfrutar de la nueva consola de Microsoft. De esta manera, desde la compañía han querido unificar las posibilidades de las tres consolas, sin necesidad de que sean plataformas diferentes y separadas.

En resumen… La potencia y la retrocompatibilidad son las grandes aliadas de la nueva consola de Microsoft, Xbox One X, una consola que llegará al mercado el próximo día 7 de noviembre de 2017 a un precio inicial de 499 euros.

¿Qué os ha parecido? ¿Os compraréis la nueva Xbox One X?

Dejar un Comentario

Newsletter
Login
Loading...
Sign Up

Nuevo miembro no permitido

Loading...